Béisbol Cubano

Roy Hernández: el líder en efectividad de la Serie Nacional brilló en España

La última ocasión que el lanzador matancero Roy Hernández salió en acción en la actual Serie Nacional de beisbol ocurrió en la tarde del jueves 21 de diciembre en su estadio Victoria de Girón. En ese entonces, mantuvo en un puño durante ocho entradas a la respetada tanda de Las Tunas, la cual apenas pudo ligarle cuatro imparables, ponchó cinco veces y negoció tres bases por bola, en un partido que los Cocodrilos se agenciaron con marcador de 7-0.

Casi dos meses antes, en los primeros compases de la segunda fase, se trepó al montículo para medirse a una artillería temida también como la de los alumnos del granmense Carlos Martí.  El guion fue casi una copia fiel a su actuación contra los tuneros, pues el lanzador de 26 años fue un verdadero misterio imposible de descifrar para los orientales, quienes le conectaron siete incogibles, firmaron un quinteto de outs por la vía de los strikes y solamente pudieron embasarse una vez por boleto en ocho episodios. El triunfo correspondió a los matanceros 5-0 y la actuación vencedora de Roy rompió el invicto de siete partidos de los Alazanes en la segunda etapa.

Esas fueron dos de las cuatro lechadas en las que intervino el pitcher de mejor efectividad del campeonato, con 1.69, al permitir 18 carreras limpias en 96 episodios. Fue el único que pudo mantener su promedio por debajo de las dos carreras limpias por choque y su más cercano perseguidor resultó el refuerzo holguinero que lanza por Las Tunas, el zurdo Luis Ángel Gómez, con 2.25.

El jugador oriundo de Limonar integró el trío que encabezó el cuerpo de pitcheo yumurino, junto al zurdo Yoanni Yera y Jonder Martínez, quienes totalizaron 29 victorias, de ellas ocho salidas del brazo derecho de Roy, artífice de 57 ponches en 16 encuentros, una blanqueada, dos juegos completos, perdió cuatro enfrentamientos, le batearon sus contrarios para .249 y apenas le fabricaron siete extrabases: cinco tubeyes, un triple y un jonrón.

Pero la excelente temporada que ha tenido el espigado pitcher nació después de reaparecer en la Serie Nacional, pues debutó en la edición 49 con Wilfredo Menéndez como director y su segunda contienda la tuvo en la temporada 52 con Víctor Mesa al frente de los Cocodrilos. Luego de esa experiencia de dos campañas con foja de cuatro éxitos, siete tropiezos, efectividad de 5.35 y 34 ponches, el estudiante de Lengua Inglesa no jugó más nunca al máximo nivel en Cuba hasta este año.

Convertido en uno de los nueve pitchers que participaron en el Campeonato Panamericano juvenil de Venezuela 2009, Hernández salió de Cuba y estuvo en Nicaragua, donde fue inscrito en noviembre de 2015 en la plantilla de los Indios del Bóer y luego lanzó, y posteriormente se animó a tirar en la Liga Nacional División de Honor de España, donde fue en 2016 una de las principales figuras que contribuyeron al primer título en la historia de los Astros de Valencia, equipo surgido en 2001.

El derecho, hijo de Rolando Hernández, lanzador de los equipos Henequeneros, en España logró cuatro de las 24 sonrisas de los Astros, no perdió, su efectividad fue de 0.75, salvó un juego, ponchó 23 veces y regaló 12 transferencias en 24 innings, le batearon para .156, con dos tubeyes y un triple. Al bate conectó un triple en cinco oportunidades.

Los Cocodrilos matanceros arrancaron este jueves jugando una de las semifinales del beisbol cubano contra el actual campeón Granma en el estadio Victoria de Girón. No lo dudemos, Roy Hernández será un brazo de confianza para el mentor Víctor Figueroa en el afán de lograr el título de Cuba, el cual le fue esquivo a su tocayo Mesa. (Marvin Pérez)

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mas Vistas

To Top