Otros Deportes

Los talentos que Cuba “pierde” en Antigua y Barbuda

Mientras por estos días tres canchas del país acogen la segunda fase de la maltrecha Liga Cubana de fútbol, matizada por la consistencia de Santiago y el empuje de Pinar del Río, en Antigua y Barbuda cinco jugadores antillanos y el director técnico habanero Dariem Díaz fueron protagonistas recientemente del subcampeonato conseguido por el FC Five Island, de la liga local de esa nación caribeña.

Junto a Dariem, los jugadores que defendieron la casaca del Five Island fueron los también capitalinos Armando Oramas y Yusvani “El Puya” Caballero, así como el ariete pinero Yoandir Puga, el avileño Sander “Keko” Fernández y el tunero Julio Pichardo. Precisamente Keko fue el líder goleador del evento al conseguir 14 perforaciones, seguido bien de cerca de su compañero Puga, autor de 13.

Esta noticia se ha reiterado continuamente durante los últimos años, toda vez que varios jugadores cubanos viajan hacia Antigua y Barbuda y otros países caribeños, en aras de crecer futbolísticamente y garantizar contratos que, aun cuando distan de las principales ligas de América, ofrecen números muy superiores a los pírricos salarios que reciben en la mayor de las Antillas.

Un ejemplo claro es quien, probablemente, sea uno de los cinco mejores jugadores cubanos del siglo en curso, Marcel Hernández, un futbolista cuyo nivel está muy por encima del que muestra el balompié cubano en general y que abandonó la selección cubana para enrolarse en varias ligas de este calibre en el área. Marcel posee todas las condiciones para triunfar sobre la cancha, por ser un jugador rápido, habilidoso, robusto, que le pega fuerte y preciso al balón, lo que se diría un rara avis del balompié cubano, mas su ambición de probarse en otro nivel lo alejó de nuestras canchas y hoy se encuentra desempeñándose en República Dominicana, con el Cibao FC.

Otro que desprende talento desde hace poco en República Dominicana es Yordan Santa Cruz, el líder de aquel plantel de ensueños que obtuvo el bronce en los Centroamericanos y del Caribe  de Veracruz 2014. En el caso del joven volante cienfueguero, sí es la Federación Cubana dirigida por Luis Hernández la que rige su vinculación con los quisqueyanos, como haría con el delantero pinareño Maykel Reyes, quien con la firma en su bolsillo, cayó lesionado y vio desvanecida la posibilidad de jugar en la Liga de la vecina nación caribeña.

Pero regresando al tema de los cinco jugadores cubanos subcampeones en Antigua, quienes se incorporaron al plantel luego de haber comenzado el campeonato, vale aclarar que resolvieron su fichaje por el Five Island de forma personal, es decir, no asumieron la relación contractual con su club bajo el amparo de la Federación Cubana de futbol.

Uno de los mayores artífices del segundo lugar del “cubanizado” elenco es el técnico Dariem Díaz (ex DT de La Habana y auxiliar de la selección cubana), quien lleva más de dos años entrenando en la Liga de Antigua con muy buenos resultados. “Estoy muy feliz, aunque no totalmente satisfecho, por el gran trabajo del Five Island, al concluir segundos en la Premier de Antigua. Agradecido a todos mis jugadores, colectivo técnico y dirigentes del club, una gran temporada, segundos en nuestro regreso a la división más importante del fútbol en Antigua”, publicó en su perfil de Twitter el preparador tras concluir el certamen.

Resta esperar, en el caso del fútbol, para observar hasta dónde llegará la nueva política de la Federación Cubana de convocar a la selección de las cuatro letras a todo jugador que haya salido del país por vías legales, aun cuando se desempeñen en clubes profesionales. Hasta el momento, futbolistas que militan en ligas importantes como la MLS o la Premier Championship inglesa (segunda división) han mostrado su total disposición.

Entretanto, muchos de estos que forman parte de eventos en el Caribe, han marchado a probar suerte sin abandonar a su selección en competencias internacionales. Algo queda sobre la mesa: si Cuba logra reunir, al menos al 50 por ciento de los jugadores talentosos que ha dejado marchar, las posibilidades de progresión de la selección que dirige Raúl Mederos junto a Lorenzo Mambrini crecerán ostensiblemente. (Marvin López)

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mas Vistas

To Top